Archivo de la categoría: Salud Infantil

Como hacer desaparecer insectos y pequeños animales sin usar químicos

Moscas, mosquitos o roedores son muchas veces, contra nuestra voluntad, animales “domésticos”; y no porque los adoptemos como mascotas, claro. Los insectos y los pequeños animales son auténticas plagas que se han habituado a la presencia humana y aprendido cómo sacar provecho de ella.

Es incuestionable que alguno de nuestros comportamientos puede atraer a cierto tipo de animales, pero aún en el caso de que mantengamos una perfecta higiene en nuestro hogar, resulta inevitable la presencia, sobre todo en zonas poco frecuentadas como desvanes, almacenes o en las zonas de jardín, de animales no deseados, desde artrópodos (arañas, moscas, mosquitos, chinches…) hasta aves o pequeños mamíferos cuya presencia no tiene porqué resultar perjudicial (pensemos, por ejemplo, en los murciélagos, que tan importante papel desempeñan en la eliminación de moscas y mosquitos), siempre que no se establezcan permanentemente en el interior de las viviendas. Evidentemente, hay ciertas especies que sí suponen un riesgo para la salud, como ciertos insectos o roedores.

.
Por ejemplo, tendemos a ver a la mosca sólo como una molestia, pero es un hecho que estos insectos constituyen uno de los principales portadores de enfermedad en todo el mundo. En efecto, los microorganismos patógenos son “recogidos” por las moscas en la basura, el alcantarillado y otras fuentes de suciedad. Las moscas regurgitan y excretan en los lugares en los que se posan, por lo que son la herramienta perfecta para la transmisión de enfermedades. Las moscas domésticas son sospechosas de la transmisión de, al menos, 65 enfermedades únicamente en los seres humanos.

.
Asimismo, los mosquitos pueden llegar a ser un verdadero peligro, independientemente de las molestias que su picadura ocasiona: son los animales que más muertes provocan cada año, al ser estos insectos portadores de virus mortales para el hombre que transmiten con una simple picadura. Además, cada vez se vuelven más resistentes a los biocidas, con lo que resulta cada vez más difícil acabar con ellos. Por no hablar de ratas y ratones, que además de hacer desaparecer nuestra comida, son portadoras de patógenos y causan daños en las infraestructuras de las edificaciones.

Los productos químicos no tienen impacto

La lucha química, a pesar de ser cada vez más específica y tener menor impacto, tanto sobre la salud humana como sobre el medio, no deja de resultar perjudicial, por poco tóxicos que sean los productos aplicados. La inhalación de residuales de plaguicida no deja de ser nociva en mayor o menor medida, sin contar con que muchas veces los animales diana acaban por desarrollar tolerancia a los productos que se aplican habitualmente, por lo que nos vemos obligados a aumentar las dosis o adquirir biocidas cada vez más agresivos, con el riesgo que ello implica para nuestra propia salud.
Por supuesto, más eficaz que el control de una plaga ya declarada, es la prevención de su aparición.

.
A este respecto, los métodos físicos son los que mejores resultados obtienen, aunque a veces pueden resultar antiestéticos o poco higiénicos. Por ejemplo, la tela mosquitera, o los aparatos electrocutores de insectos, que despedazan literalmente las moscas o mosquitos que entran en ellos, dispersando, en muchas ocasiones, sus fragmentos.
Evidentemente, un método que consiga repeler los insectos sin el uso de sustancias químicas ni barreras materiales visibles, sería ideal para zonas exteriores como jardines o invernaderos, tanto como para ciertas zonas interiores como desvanes, garajes, naves, etc., donde es frecuente la entrada inadvertida, por falsos techos o aberturas de cualquier origen, de animales pequeños que convierten el recinto en su madriguera, con los consecuentes problemas de suciedad, deterioro de muebles y estructuras y ruidos molestos que ello implica.

El ultrasonido como repelente de insectos y pequeños animales

Para estos casos, pues, resultan ideales los equipos que, gracias a la emisión de ultrasonidos, consiguen mantener alejados a los animales que habitualmente suponen un problema en nuestros hogares, como es el Repelente de insectos y pequeños animales de Ozonohogar. El sistema que usa este equipo se basa en la alteración, por medio de ultrasonidos, del comportamiento de los insectos.
Los ultrasonidos son ondas acústicas con frecuencias muy por encima del umbral de audición del oído humano, (aproximadamente 20.000 Hz); es decir, que esta gama alta de sonido es imperceptible para el oído humano, y no interfiere tampoco con los aparatos eléctricos que puede haber en el hogar (televisor, alarmas, etc.).

.

No utiliza productos químicos ,emite ultrasonidos. Se evita la inhalación de sustancias tóxicas y  olores que  desprenden de estos. Es seguro e inofensivo.

 

.

Aunque la bibliografía es contradictoria, y existen tanto estudios que avalan la eficacia de los ultrasonidos en el control de plagas, como otros que lo ponen en duda, lo que es innegable es que este tipo de ondas perturba el comportamiento normal y, según algunos ensayos, hasta la comunicación, de los animales que los perciben. Así, los estudios demuestran que, en interiores, y siempre que se apliquen correctamente, estos sistemas son muy eficaces, ya que los ultrasonidos aturden a los ejemplares de la especie en cuestión (no todos los ultrasonidos sirven para todas las especies: cada una tiene un rango específico de frecuencia a la que es sensible), poniéndolos en un estado de estrés constante que consigue que, finalmente, el animal se moleste y abandone o evite el lugar.

.
El repelente de insectos y pequeños animales de Ozonohogar presenta la enorme y evidente ventaja de no utilizar productos químicos de ningún tipo pues emite ultrasonidos. De esta manera se evita la inhalación de sustancias tóxicas y los olores que se desprenden de estos, por lo que se puede afirmar que es totalmente seguro e inofensivo, tanto para el ser humano como para sus mascotas.

.
Como ya hemos comentado, existen varios niveles de frecuencia según los tipos de insectos y pequeños animales que se desee ahuyentar; el volumen es también una variable que se debe tener en cuenta a la hora de ahuyentar unos u otros animales.
Por último hay que señalar que este método no traspasa las paredes. Estas áreas donde el ultrasonido no llega son técnicamente llamadas conos del silencio y los insectos o pequeños mamíferos tendrán vía libre en ellas, lo que significa que debería instalarse un equipo por ambiente a tratar.

Cómo evitar moscas y mosquitos en casa

Evitar moscas y mosquitos

Los insectos voladores son un auténtico incordio, sobre todo en espacios cerrados, como es el entorno doméstico. Los más habituales, moscas y mosquitos, además, no suelen aparecer solos, llegando incluso a constituir plagas o simplemente a aumentar su número de un modo difícil de solucionar.

En este artículo vamos a repasar distintos modos de acabar con el problema, que realmente nos ayudarán a responder a la típica pregunta de cómo evitar moscas y mosquitos en casa. Lo haremos desde un enfoque que busque tanto solventar la cuestión con efectividad y de forma práctica, como inofensiva para la salud e, idealmente, también con total inocuidad para el ambiente.

Puede parecernos pedir demasiado, pero por suerte en el mercado disponemos de soluciones que nos permiten satisfacer todos estos requisitos, sin tener que renunciar a ninguno de ellos ni sacrificar efectividad u otras ventajas.

Muy al contrario, haciendo una elección en función de la situación y de nuestras evitar moscas y mosquitospreferencias o necesidades podremos alcanzar los mejores resultados. Por otra parte, es importante tener una visión general de estas opciones para así poder combinarlas con el fin de reforzar sus efectos, si fuese necesario.

¿Por qué no utilizar químicos?

Los productos químicos son las soluciones convencionales, a las que se recurría hasta ahora para evitar moscas y mosquitos en el hogar. Sin embargo, la aparición de métodos alternativos mucho más seguros y efectivos ha permitido sustituirlos de forma fácil y cómoda.

A diferencia de las formulaciones químicas, que nos impiden mantener saludable el hábitat doméstico, los métodos que utilizan métodos físicos o biológicos como los ultrasonidos, los rayos ultravioleta o las trampas de feromonas son soluciones redondas. Por un lado, en efecto, nos ayudan a conseguir que nuestro hogar no se convierta en un espacio insano, en el que además no acaben de erradicarse moscas y mosquitos.

No en vano, las formulaciones químicas, ya sea en forma de spray, pastilla o cremas corporales, entre otras presentaciones, son fuente de alergias a través de su inhalación o contacto, además de atentar contra nuestra salud y, por otra parte, resultar molestos.

Por mucho que se pretenda enmascarar su olor con perfumes, éstos resultan realmente desagradables. Pero, insistimos, incluso aquellos inodoros no acaban de serlo, básicamente por sumisma composición química.

Soluciones idóneas: efectivas y saludables

Ante la perspectiva de aplicar estas soluciones químicas nos encontramos con el dilema de qué otra u otras alternativas nos quedan para evitar moscas y mosquitos en casa.

El repelente ultrasónico es otra interesante opción. Podemos optar por diferentes modelos, que varían en cuanto a potencia, versatilidad y diseño. Encontraremos potentes sistemas para repeler no solo moscas y mosquitos sino ratones, murciélagos y pequeños mamíferos, además de una amplia variedad de insectos, incluyendo arañas, avispas, pulgas o, por ejemplo, garrapatas.

Podremos hacerlo en un espacio grande, de hasta 1.000 metros cuadrados y su funcionamiento es tan sencillo como enchufarlo a la pared, donde queramos situarlo, y programarlo en cuanto a frecuencia y volumen alto, medio o bajo.

Su funcionamiento se basa en la emisión de ultrasonidos a diferentes frecuencias para mantener alejados a estos animales, por otra parte posibles transmisores de enfermedades. Ni siquiera tendremos que estar pendientes de su funcionamiento, pues una vez encendido dispondremos de un temporizador que ofrece distinta duración de funcionamiento, entre 3, 6 y 9 horas.

Como variantes de este repelente de insectos, encontramos otros entre los que poder elegir para encontrar nuestra solución idónea. Será de gran ayuda contra las moscas el repelente ultrasónico diseñado para este uso.

Son repelentes ultrasónicos domésticos que mantendrán alejados moscas y mosquitos, perfectos también para la oficina u otros lugares de trabajo interiores por su diseño discreto y uso exclusivo en espacios cerrados.

Su funcionamiento regular nos ayudará a alcanzar los resultados deseados, para lo cual solo hemos de enchufarlo en un lugar estratégico (no frente a puertas y ventanas ni detrás de cortinas) y dejar que trabaje de forma automática.

Por último, es interesante tener en cuenta que también existen repelentes portátiles, diseñados para alimentarse mediante energía solar o electricidad. Son dispositivos compactos y ligeros, ideales para interior y exterior (también en el coche), con una gran versatilidad a la hora de ahuyentar insectos y pequeños animales, entre ellos moscas y mosquitos.

 Aun siendo aparatos de pequeño tamaño, su efectividad está probada y abarca un buen radio que nos ofrece protección en un mínimo de 25 metros cuadrados o, si se trata de espacios abiertos, en alrededor de 6 metros a la redonda.

A pesar de sus diferencias, todos ellos son repelentes basados en la técnica de los ultrasonidos, un método sencillo, silencioso e inocuo, sin desprender olores, en absoluto dañino. Muy al contrario, nos evita el uso de productos químicos que realmente pueden ser nefastos para la salud y tampoco requiere mantenimiento.

Las trampas que recurren a los rayos ultravioletas y a las feromonas (sustancias atrayentes de tipo hormonal que imitan las biológicas) también son muy efectivas. Se trata de un método muy limpio y silencioso, que captura a los insectos de forma permanente, sin dejar nada desagradable a la vista.

A su vez, permitiendo una limpieza también muy sencilla e higiénica que realizaremos al momento, sin tener que entrar en contacto con los insectos o siquiera verlos. Todo está pensado para lograr una facilidad máxima de uso y su instalación es mural.

En caso de que nos encontremos frente a una plaga de moscas y/o mosquitos que no podamos controlar, será necesario realizar un análisis por parte de expertos para establecer un plan de actuación.

El plan de actuación puede ser tanto una fumigación, necesaria solo en los casos más extremos, o batar con un control con trampas de feromonas y/o mosquiteros que emiten luz ultravioleta, seguidos de una monitorización posterior para lograr una solución definitiva. Controlado el problema, por último, simplemente podemos aplicar cualquiera de los métodos mencionados para prolongar los resultados y lograr también la tan necesaria prevención.

Eliminar olores de comida en la cocina

El problema de los olores de comida en tu hogar

La cocina es un lugar especialmente problemático a la hora de acabar con los olores molestos. Desde pestilencias procedentes de comida en mal estado o de las mismas cañerías hasta, por ejemplo, los olores de comida. ¿Qué hacer, cómo eliminar olores desagradables en la cocina?

En este artículo vamos a dar varias soluciones, todas ellas basadas en técnicas idóneas para conseguir un ambiente fresco, saludable y con olor a limpio. Se trata de tecnologías punta en desinfección y desodorización ambiental, todas ellas aliadas infalibles que nos ayudarán a resolver el problema de un modo definitivo. Seguir leyendo Eliminar olores de comida en la cocina

Fregar el suelo sin productos químicos

Fregar sin productos químicos

Hacer la limpieza del hogar sin recurrir a productos de higiene que contengan ingredientes tóxicos es el único modo de que el hábitat doméstico realmente sea un espacio saludable. No solo se trata de lograr una profunda higiene sino de hacerlo sin contaminar superficies y atmósferas con formulaciones que introduzcan un elemento nocivo para la salud de toda la familia.

A la hora de fregar sin productos químicos se plantea esta misma situación, con el problema añadido de que cualquier producto utilizado acaba afectando a todo aquello que entre en contacto con él. Tratándose de fregar el suelo, lógicamente, esto supone un problema en la totalidad del hogar. Seguir leyendo Fregar el suelo sin productos químicos